Variaciones Goldberg por Pierre Hantaï

Una maravilla. Las Variaciones Goldberg (BWV 988) de Johann Sebastian Bach interpretadas por Pierre Hantaï al clavecín (no confundir con el clavicordio).

Cuando buceas en campos artísticos o técnicos que no son los tuyos (casi todos caen en este grupo por no decir todos), no te queda otra que dejarte recomendar, o arriesgarte a meterte en aguas infectadas de sucedáneos. En música esto es especialmente importante con la Música Clásica, por su alcance, por su diversidad, por sus implicaciones históricas…

Cuando era joven me encantaban los programas de Clásicos Populares y los de Radio 2 en general. Era una manera de acceder a la Música Clásica, en base a la selección ofrecida por locutores entendidos, que en general además enmarcaban las obras en el contexto histórico y biográfico de los respectivos autores.

Con la llegada de Internet, y con la posibilidad de descargarte discografías completas con un par de clics, te dabas cuenta de que es literalmente imposible, o al menos poco práctico, liarte a dar palos de ciego descargando sinfonías, conciertos, misas, cantatas… Ni siquiera inventos como Spotify, que te permiten oír todo tipo de música on-line, sin descargarla, y en principio valorada por otros oyentes, te permite llegar en primera instancia a la crème de la crème.

Y ahí entra tener una buena lista de amigos en Facebook, y/o una buena colección de blogs que te den fiabilidad en los temas que buscas. En mi caso, y para la Música Clásica, cuento con un amigo y bloguero de los más solvente que se puede encontrar: Noa Todo. Imprescindibles sus crónicas y opiniones sobre las distintas facetas de la Música Culta. Por tanto es muy recomendable tener en favoritos su blog (aquí está en la sección de enlaces desde el principio de NMSP), o concretamente su sección correspondiente: El Minuto Musical.

Y gracias a una recomendación de Noa en Facebook, sobre las Variaciones Goldberg que estaba yo escuchando en Spotify, llego a esta espectacular interpretación de Pierre Hantaï:

Aviso que no lo hace por filantropía, en realidad el motivo oculto por el que nos desasna a sus lectores, es que busca ser correspondido con un regalito. Un Bösendorfer. Más info en este vídeo:

 

Así que nada Noa, ya sabes, cuenta conmigo para el piano… eso si, tienes que esperar a que los vendan en IKEA. 😆

Te podría interesar